bosquejosparasermones.com :: Para uso personal solamente. Prohibida su reproducción total o parcial sin la autorización de autor.

bosquejosparasermones.com

 

Ejerciendo autoridad en Cristo para librar batallas espirituales

Ejerciendo autoridad en Cristo para librar batallas espirituales

Base Escritural: Lucas 10:19; Marcos 16:17; 1 Juan 3:8

Introducción:

Como cristianos tenemos autoridad y poder en Jesucristo para ministrar liberación a quienes se encuentran bajo cautividad o ataduras del mundo de las tinieblas. Es necesario que la persona identifique qué puertas abrió al ocultismo. Un segundo elemento es que quiera ser libre, y en tercer lugar, sometimiento a Jesucristo. Rendición total a su Señorío. No podemos eludir el compromiso que tenemos como soldados de Cristo.

1.- Mediante la Guerra Espiritual  ministramos libertad a los cautivos y atados por el mundo de las tinieblas

1.1.- Como hijos de Dios no tiene sentido que vivamos bajo posesión o ataduras de Satanás y sus huestes.

1.2.- Tenemos autoridad del Señor Jesús para echar fuera demonios y las fuerzas del mal no podrán hacernos daños (Lucas 10:19)

1.3.- Ejercemos poder y autoridad para echar fuera demonios en el nombre del Señor Jesucristo (Marcos 16:17; 1 Juan 3:8)

1.4.- Renunciamos y echamos fuera de nuestra vida todo poder del ocultismo.

1.5.- Hemos vencido por la sangre del Señor Jesús (Apocalipsis 12.11)

2.- Es tiempo de levantarnos a librar la batalla contra el mundo de las tinieblas

2.1.- Dios está con nosotros en la batalla que libramos contra el mundo de las tinieblas (Salmos 18:34)

2.2.- Con ayuda del Espíritu Santo discernimos los espíritus con los que estamos tratando (1 Juan 4:1)

a.- Estamos alerta porque Satanás es engañador (Juan 8:44; Cf. Juan 10:10 a)

b.- Satanás y sus huestes tratarán de engañarnos, para entorpecer el proceso de liberación (2 Corintios 11:13-15)

“Entonces te puedes parar delante del opresor de tu nación, del angustiador y torturador de tu ciudad y de fu familia, y decirle con total certeza del Espíritu de Dios:<<Satanás:¡Vive Jehová en cuya presencia estoy, y el nombre de Jesús, sal fuera>>. (Méndez-Ferrel, Ana. “Los cielos serán conmovidos”. Casa Creación. EEUU. 199, pg. 39)

3.-  El equipo de liberación ministra en la unción y poder de Dios

3.1.- El equipo de liberación viste la armadura de Dios (Cf. Efesios 6:13-18).

3.2.- El equipo de liberación utiliza la Palabra de Dios con autoridad (Cf. Lucas 4:32; Mateo 8:16)

3.3.- El equipo de liberación ejerce su autoridad espiritual al echar fuera el mundo de las tinieblas (Lucas 4.36)

3.4.- El equipo de liberación procura más y más de la unción de Dios (Isaías 10:27)

3.5.- Aunque tenemos la unción del Espíritu Santo, procuramos cada día Su llenura.

3.6.- La unción rompe los yugos

a.- Bajo la unción del Espíritu Santo echamos fuera demonios (Mateo 12:28)

b.- La unción de Dios testimonia nuestra autoridad y permanencia en Dios (Hechos 10.38)

3.7.- El equipo de liberación es conciente de su misión y tarea (Lucas 4.18).

Conclusión:

Algo que debe caracterizar al cristiano, es su dependencia estrecha de Dios en oración. Sólo de esta manera podemos confrontar eficazmente el mundo de las tinieblas. No podemos desconocer que nuestro enemigo, Satanás, junto con sus huestes, saben con quién se están enfrentando (Cf. Hechos 19: 13-16) La victoria está asegurada por la obra de nuestro amado Señor Jesucristo; y para dar pasos de vencedores siempre, en la Guerra Espiritual, es esencial que seamos hombres y mujeres de oración, porque no confrontamos el mundo espiritual con armas convencionales sino de orden espiritual (Cf. 2 Corintios 10:4, 5) ¡recuérdelo siempre: Usted y yo somos vencedores en Cristo en la lucha contra el mundo de las tinieblas!


Léanos en mensajerodelapalabra.comLéanos en altar-familiar.comLéanos en devocionales.comLéanos en guerraespiritual.orgLéanos en selecciondeestudiosbiblicos.orgLéanos en miiglesia.com