bosquejosparasermones.com :: Para uso personal solamente. Prohibida su reproducción total o parcial sin la autorización de autor.

bosquejosparasermones.com

 

Después de la tormenta, viene la calma

Después de la tormenta, viene la calma

Base Escritural: 2 Reyes 4:38-44

Introducción:

Nuestra actitud frente a las crisis es determinante para salir adelante. No es un mero juego de palabras. Es una realidad. Cuando permitimos que las circunstancias cieguen nuestros ojos, no podemos apreciar que Dios está allí, que siempre nos acompaña y está presto a venir en nuestra ayuda cuando clamamos a El.

I.- Los tiempos de crisis debemos valorarlos con esperanza y no con amargura (vv.38-41)

1. Los tiempos de crisis deben unirnos (v.38).

2. Los tiempos de crisis debemos enfrentarlos y no evadirlos (v.38)

3. En tiempos de crisis debemos valorar y aprovechar la provisión de Dios (v.38).

4. Antes que desesperarnos, debemos conservar la calma en medio de la crisis (v.40, 41).

II.- En los tiempos de crisis debemos cargar baterías en Dios (v.41).

1. Debemos asirnos más de Dios (v.41)

2. Debemos reconocer que Dios utiliza medios que no entendemos (v.41).

3. Debemos confiar que Dios obrará (v.41).

4. Aunque nos cueste trabajo, debemos esperar confiados en El.

III.- Los tiempos de crisis son la antesala de la bendición (vv.42-44).

1. En los tiempos de crisis se pone a prueba el material, bien sea barro o cobre.

2. Dios bendice nuestra fidelidad a El (v.42).

3. Los ángeles de Dios se visten también como cualquiera de nosotros, parar obrar los designios del Altísimo.

4. Debemos actuar confiados en que Dios tiene el control de todo v.43).

5. Dios es fiel y nos bendice (v.44).

Conclusión:

Los cristianos estamos llamados a guardar la calma en medio de las crisis. Al fin y al cabo, es normal que los que mal llamamos “del mundo” se desesperen porque confían en sus propias fuerzas. Pero no olvide que usted y yo tenemos cifradas nuestras esperanzas en el Creador. Y con El, todo lo podemos. Si bien es cierto, confiar en Dios no es fácil porque estamos acostumbrados a depender de nosotros y a racionalizarlo todo, es hora para que en medio de las circunstancias difíciles, aprendamos a asimilar y aplicar el alcance de ese término: “Confiar”.


Léanos en mensajerodelapalabra.comLéanos en familiassolidas.comLéanos en altar-familiar.comLéanos en devocionales.comLéanos en guerraespiritual.orgLéanos en selecciondeestudiosbiblicos.orgLéanos en miiglesia.com

IBM-Anuncio